ZARANGOLLO MURCIANO

Es más difícil acordarse del nombre y pronunciarlo que hacer esta receta murciana por excelencia y que se trata de una especie de revuelto con huevo y calabacín básicamente, que está riquísimo y es super sencilla.

Normalmente este plato solo lleva calabacín, cebolla y un poco de ajo con huevos para tramar el conjunto, hay quien le hecha también patata pero para mí pierde un poco la esencia de su ligereza, está muy rico también pero más pesado y grasiento, vamos que lo prefiero con el calabacín sin el acampamiento del tubérculo.

Voy a tardar muy poco en explicaros este plato sencillo y rápido.

Zarangollo Murciano.

Ingredientes.

  • Calabacín, uno grande o dos más pequeños.
  • Una cebolla.
  • Dos dientes de ajo.
  • Seis huevos M para esta cantidad.
  • Aceite, sal y pimienta.
  • Perejil fresco picado para decorar.

Elaboración.

Me gusta hacer siempre el calabacín con su piel, bien lavada, y para esta receta no va ser menos. Lo cortamos en rodajas finas de unos tres milímetros, mejor con mandolina si tenéis, y ponemos el calabacín cortado en una bol con sal para que pierda un poco su humedad al menos durante media hora, no pasa nada si es algo más.

Ponemos la sartén al fuego y en un chorrito de aceite ponemos el ajo en láminas y la cebolla en juliana fina a rehogar con un poco de sal para que se vaya pochando, la cebolla debe coger un poquito de color pero no tostarse en demasía.

Una vez que tenemos la cebolla y el ajo cocinados añadimos el calabacín en rodajas una vez bien escurrido, os aconsejo secarlo un poco con papel de cocina y subimos un poco el fuego, para que esté vivo y se empiece a rehogar el conjunto. El calabacín se irá tostando levemente también como la cebolla y veréis que pierde rápido el apresto, debe quedar suave pero no deshecho, al menos a mí me gusta así.

Cuando vemos que está el calabacín hecho añadimos los huevos sin batir, yo lo que hago es dejar que la clara se haga un poco antes de terminar de revolverlos con la yema ya fuera del fuego para que se terminen de hacer las yemas levemente paro que quede un revuelto jugoso y suave, y que la yema no se cuaje del todo. En este momento añadir una pizca de sal y pimienta. El resultado debe ser parecido a lo que veis abajo y servido con un poco de perejil picado. Como veis jugoso y con la yema sin hacer.

Ahora ya lo tenéis fácil, no quiero excusas, esta receta es muy fácil para tener una cena rápida, ligera y muy saludable y además está buenísima. Gracias Murcia!!!!!!

Como siempre me tenéis aquí y en IG @foodiemadurito.

Foodie & Madurito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s