CREMA DE ZANAHORIA

Cremas y más cremas y que juego dan a la hora de plantear un buen menú y equilibrado, esta vez de zanahorias como base, pero también puerro y algo de patata, la justa para darle textura. Un caldo de ave suave y especias, principalmente cominos, le van van muy bien a la zanahoria para completar este plato sano, saludable y sabroso y untuoso.

Son pocos los platos en los que la zanahoria es el elemento protagonista de la receta, pues bien aquí tenéis este. Esta hortaliza aporta gran cantidad de Vitamina A y carotenoides y gran cantidad de minerales como potasio, fósforo, magnesio y calcio, siendo también una fuente importante de  fibra. Además de sus cualidades e indicaciones para preservar la vista, es muy valiosa para cuidar el aparato digestivo y la salud de la piel. Os dejo este enlace para profundizar en Los beneficios de la zanahoria.

Crema de Zanahoria

Ingredientes

  • Cuatro o cinco zanahorias grandes.
  • Un puerro grande.
  • Tres dientes de ajo pelados.
  • Dos patatas medianas o una grande.
  • Caldo de ave.
  • Cominos machacados y pimienta molida. (admite muy bien el curry en polvo como sugerencia).
  • Aceite y sal.

Elaboración

Me gusta, cuando hago una crema, saltear bien los ingredientes de la misma en aceite para que cojan ese sabor de rehogado que tan bien le va a cualquier guiso, añadiendo el sabor tostado e intenso del aceite de oliva.

Por esto dispondremos aceite, no mucho en la cazuela, y rehogaremos todos los ingredientes antes de añadir el caldo, sin cubrir del todo los elementos sólidos incluidas las especias que añadamos que también es conveniente que se rehoguen para que su aroma llene le conjunto y aromatice tu cocina.

8E1BD1D1-005B-4227-8580-CB60445C2897_1_201_a
Esto ya esta rehogado y con el líquido añadido

Dejaremos hervir una vez incorporado el caldo, a fuego lento unos veinte minutos, hasta que todos los elementos estén blandos para pasar por la batidora. Dejaremos enfriar antes de batir y habremos reservado algo de caldo para corregir la textura si fuese necesario, ya que así podremos elegir al final si lo queremos más espeso o menos, eso va en gustos, probaremos y corregiremos también de sal y pimienta. Yo prefiero cremas que no sean muy liquidas y que conserven su consistencia y huyo de añadir en este punto lácteos, natas o leches evaporadas que consiguen en ocasiones enmascarar los sabores auténticos de las cremas. Si os gusta este paso añadiría solo un chorrito muy leve o incluso mantequilla, muy poca, pero que conseguirá darle textura y leve sabor. Es vuestra elección.

2C506B67-7763-44B1-8F8C-4A36B99BD3A0_1_201_a
Esta es la textura que me gusta.

La textura que se muestra en la foto de arriba es la que me gusta, pero para gustos….. los colores.

El plato lo podemos decorar con unos croutons o trozos de picos, le añaden el toque crujiente y un chorrito de AOVE, un poco de perejil y dos golpes de pimienta como en la foto de abajo.

F3BA8F6F-E343-4798-A714-B053A489AB85_1_201_a
Decoración sugerida

Otra sugerencia en cuanto al sabor es servir este tipo de platos no muy calientes, se paladean y aprecian mejor los matices de sabores cuando la comida se sirve templada o tibia, ya que las papilas gustativas sufren con el calor excesivo e incluso se bloquean. Este consejo apuntarlo para cualquier plato.

Pues ahí lo tenéis, ahora también a vuestra disposición en IG @foodiemadurito.

Foodie & Madurito

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s